Caries del Biberón

Caries del biberón

¿Qué es la caries? La caries es una enfermedad infecciosa de los dientes en la que se destruye progresivamente la dentina, el esmalte y puede incluso llegar a la pulpa.

Cuando la caries afecta a los niños en sus primeros años de vida hablamos de caries infantil o caries de biberón.

La caries de biberón afecta principalmente a los incisivos superiores, molares temporales y caninos, esto es así por la succión prolongada del chupete o el biberón, que están impregnados de sustancias cariogénicas.

Por la posición natural de la lengua, al succionar el chupete o el biberón, esta protege de las posibles caries a los incisivos inferiores.

Es muy importante prestar atención a esta afección, ya que el niño puede mostrarse irritable por el dolor al beber, comer o dormir.

Las causas:

  • La lactancia materna es la que menos capacidad cariogénica posee, ya que tiene agentes protectores como inmunoglobulinas y anticuerpos frente al Streptococcus mutans.

Se incrementa la posibilidad de que aparezca la caries si alargamos el uso del biberón y chupete más allá del año de edad.

Si impregnamos de alimentos cariogénicos a los chupetes y tetinas también se incrementa la posibilidad de que aparezca la caries.

Es muy importante inculcar a los niños los hábitos de higiene bucodental desde pequeñitos y controlar el consumo de azucares exagerado.

  • La Lactancia artificial con algunas leches hay que controlarla, ya que además del azúcar y la lactosa llevan sacarosa y estas leches son mas cariogénicas, tienen más capacidad para provocar caries.

Las leches con formula lácteas sintéticas basadas en soja o en proteínas hidrolizadas son de baja cariogenidad.

  • La bactería Streptococcus mutans, no está presente en la cavidad bucal cuando nacemos, pero a partir de los 9 a 12 meses esté estreptococo coloniza la boca. La bacteria formará parte de la flora bacteriana y procederá de la madre, padre o cuidadora del bebe.

Tratamiento:

Varía dependiendo de que dientes son los que tienen la caries, si anteriores o posteriores.

  • Dientes anteriores: Las lesiones blanquecinas leves en los dientes anteriores no se tratan, se espera a la caída y diente definitivo. Si se necesitara se podría administrar un suplemento de flúor e incluso limpiar superficialmente.
  • Dientes posteriores: si están muy destruidos los molares se tratan con obturaciones y algunas veces con coronas dentales.
  • Pulpa: Si llegara la infección a la pulpa se valoraría cuando tiempo queda para la erupción del diente definitivo para extraer el diente o practicar una pulpotomia, e incluso hay veces que es necesario la colocación de mantenedores de espacio.

Hay que tener una especial atención a la perdida antes de tiempo de los incisivos primarios ya que pueden afectar a la deglución o incluso a la fonación en niños que aún no han empezado a       hablar.

Los dientes que más habitualmente se extraen son los primeros y segundos molares y los incisivos superiores.

Prevención:

Es aconsejable empezar con la prevención a partir de los 9 meses siguiendo las siguientes pautas:

  • No impregnar el chupete ni la tetina con alimentos o bebidas azucaradas
  • La pasta de dientes debe de ser fluorada
  • Enseñar al niño como debe cepillarse los dientes y mantener una higiene bucodental correcta
  • Mantener una nutrición adecuada, tanto en la lactancia como en la infancia
  • Visitar al dentista cuando salen los primeros dientes

En Clínica Dental Gómez-Larrotcha te podemos ayudar a prevenir y tratar la caries del biberón.

Llámanos y pide cita con uno de nuestros especialistas.

 

datos contacto clinica dental gomez larrotcha